9 sept. 2008

Quince días.
Descanso después de trabajar durante 15 intensos días, que se han hecho muy largos. Empecé con fuerza aceptando cierta responsabilidad que no me toca organizando, dedicando tiempo y esfuerzo extra. Pasada la primera semana vi que ya no me conformo ni enorgullezco por el trabajo bien hecho ni por el deber cumplido y tan sólo el reconocimiento de algunos de mis compañeros me ha animado un poco. Día a día, ver la falta de esfuerzo y la falta de profesionalidad, la escasez de miras o el simple acomodo que deriva en desidia, me han agotado. Ya no aburro a los viejunos ni atormento pititas, pocos rompen las entradas del teatro, voy al grano y busco mi beneficio. Alguno ha estado a punto de llevarse un par de bofetones por listo, intentar engañarme y amenazarme. Lógicamente no he perdido todo mi espíritu de servicio pero noto que algo ha cambiado, ya no siento aquello del "Keep the customer satisfied".

Durante estos días muchas cosas he querido comentar y se han quedado en el catálogo de borradores. Con algo más de tiempo los iré sacando poco a poco.

A pesar del ser día libre me he levantado temprano porque me acosté pronto del cansancio acumulado. Cualquiera hubiera salido a pasear por la calle pero me he quedado en casa a ver si me entraban ganas de estudiar. Con calma he desayunado, me he hecho la comida y he pasado por el baño tranquilamente (afeitado y tratamiento de belleza completo). Un poquito de guitarra, que hacía mucho que no la cogía, comida, vistazo a las noticias, siesta, capítulo de "House" y "El pianista".

Curiosamente, en las noticias (y2), en la serie y en la película comentan algo sobre "morir dignamente". Personalmente no veo nada digno ni romántico en la muerte (tampoco la temo ni me importa) y creo muy interesante la valoración del personaje interpretado por Hugh Laurie: "Our bodies break down, sometimes when we're 90, sometimes before we're even born, but it always happens and there's never any dignity in it. I don't care if you can walk, see, wipe your own ass. It's always ugly. Always. You can live with dignity, we can't die with it." ("Nuestros cuerpos se estropean, a veces a los 90, otras antes, justo después de haber nacido pero siempre pasa y no hay ni una pizca de dignidad en ello. No me importa si puedes andar, ver o mover el culo. Siempre es horrible. Siempre. Puedes vivir con dignidad pero no puedes morir con ella.").

Y adjunto una exclusiva, como los periodistas. Última noticia. En vivo y en directo. Está pasando, lo estás viendo.
Granizada monumental en Madrid.

No hay comentarios: